Volver
Protege tu piel también en invierno

Protege tu piel también en invierno

Miercoles, 18 de Enero de 2017
inviernocuidado pielpielfríoácido hialurónicosérumhidrataciónprotección

Durante los meses de verano, todos somos conscientes que debemos proteger nuestra piel del sol y no nos olvidamos nunca de ella. Sin embargo, no somos conscientes que los factores climáticos propios del invierno (frío, viento, cambios bruscos de temperatura, sequedad ambiental…) suponen también una gran amenaza para nuestra piel, sobre todo para las más secas y sensibles a los factores externos que condicionan el estado de nuestro rostro.

El aire frío del invierno hace que los vasos sanguíneos bajo la piel se contraigan para mantener el calor en el interior. La circulación sanguínea se reduce y, por tanto, ésta recibe menos oxígeno y nutrientes. Tu piel se encuentra prácticamente indefensa ante el frío, el viento, la sequedad, los rayos UVA y las sustancias contaminantes a los que se expone a diario. Las consecuencias pueden ser, entre otras, la sensación de tirantez, la descamación, enrojecimiento e incluso la aparición de algunas arrugas.

Las zonas que llevamos cubiertas están más protegidas pero… ¿y nuestro rostro?Los labios y las mejillas suelen ser las más afectadas, ya que se trata de las zonas donde la piel es más sensible. Las manos son otra parte de nuestro cuerpo que sufre intensamente este cambio continuo de temperaturas. No solo porque nos olvidamos habitualmente de cubrirlas y protegerlas con guantes, sino que también son una de las zonas con más sequedad, al lavarlas más frecuentemente que otras zonas de nuestro cuerpo.

Protege tu piel también en invierno

ALGUNOS TIPS

-Hidrata y nutre tu piel siempre. Una piel bien hidratada a diario permite hacer frente a los agentes externos que puedan perjudicar a nuestra piel, por ello es imprescindible la limpieza facial dos veces al día y utilizar protector solar también en invierno. Una opción para estos meses es la de utilizar una base de maquillaje con protector solar incorporado. De esta forma, evitarás la sequedad, que se traduce en tirantez, y a la larga, en arrugas prematuras.

-Usa cremas hidratantes y sérums que sean ricos en vitamina E, A, C yácido hialurónico, para que tu piel tenga toda la hidratación que necesita en invierno.

-Vigila con el agua caliente. Sabemos que en invierno lo primero que deseas hacer cuando llegas a casa es tomarte una larga ducha de agua caliente. Ésta limpia y elimina las toxinas que hay en tu piel pero también la reseca.

-Si tu piel es muy sensible y tiende a enrojecer, incorpora a tu rutina de bellezasérums y cremas antirrojeces.

-Por la noche aprovecha y, dos veces por semana, dale a tu piel una dosis de hidratación extra usando mascarillas hidratantes y reparadoras. ¡Tu rostro lo agradecerá!