Volver
¿TRISTE Y OJEROSA?

¿TRISTE Y OJEROSA?

Jueves, 18 de Agosto de 2016
ojerascómo eliminar las ojerascorrector de ojerasantiojerasanti bolsasbolsas en los ojos

EL RETOQUE CERTERO

Una mala noche asegura una mañana con ojeras. Lo mismo ocurre después de un día de trabajo agotador. Estas manchas oscuras, que aparecen bajo los ojos, son testigos impertinentes de lo que el cuerpo padece y solo hay un cosmético capaz de disimularlas: el corrector. Un producto a veces olvidado, a pesar del gran favor que nos hace a la hora de conseguir un maquillaje perfecto.

 

ELIGE BIEN SU COLOR

Naranja o asalmonado si tus ojeras son de tono azulado. Amarillento si son moradas. Rosáceo está indicado para las de color marronáceo y oscuro.

Elige bien su color

¿CÓMO SE UTILIZA?

• Elige un corrector uno o dos tonos más claro que el del color de tu piel.

• Antes de aplicarlo, extiende una gota de crema o sérum específica para el contorno de los ojos.

• Caliéntalo con los dedos antes de extenderlo para que se deslice mejor.

• Difumínalo sobre los párpados con ligeros golpes de las yemas. Nunca lo arrastres, pues solo conseguirás distender la sensible piel de la zona ocular.

• Pon más cantidad en la zona del lagrimal y menos desde el centro del ojo hacia el exterior.

• Evita cubrir las líneas de expresión.

• Una vez aplicado, fíjalo con una muy fina capa de polvos traslúcidos.

 

CONSEJOS ANTI BOLSAS

consejos anti-bolsas

Muchas veces las ojeras no se presentan solas, sino que están acompañadas de una ligera inflamación del párpado inferior que denominamos bolsas. Estas pueden ser de origen genético o estar provocadas por el cansancio o los malos hábitos de vida.

 

Toma nota de nuestros consejos y verás como disminuye su tamaño.

• No abuses del tabaco, el alcohol o la sal. Son los principales culpables de que aparezcan las bolsas.

• Sigue una dieta sana y equilibrada, y bebe mucho agua.

• Procura dormir con la cabeza más elevada que el resto del cuerpo, te levantarás con los ojos menos congestionados.

• Si tus bolsas son de origen genético, utiliza mañana y noche un producto específico para tratarlas.

 

HÁGASE LA LUZ

Los iluminadores son un producto que ha llegado hace relativamente poco tiempo a nuestra bolsa de maquillaje cotidiano, pero que los profesionales utilizan desde hace muchos años. Su diferencia con los correctores apenas es perceptible, ya que aunque a estos se les suponga una mayor cobertura y presencia, lo cierto es que existen algunos cuya textura es tan fluida y discreta como las de los iluminadores. Su función es dar más luz a la mirada, y esculpir y resaltar las zonas del rostro que más embellecen, como son los pómulos, la barbilla o el escote.

 

ASÍ SE EMPLEA

Los iluminadores se aplican siempre después de la base de maquillaje y lo más aconsejable es utilizarlos de un tono lo más similar posible al de la propia piel. Su textura es más fluida que la de los correctores y se extienden con un pincel aplicador que incluyen en su envase.

• Si quieres enfatizar tu mirada, las zonas a tratar son el ángulo del lagrimal de ambos párpados y la parte superior del móvil, justo debajo de la línea de las pestañas.

• Si lo que quieres es definir los rasgos de tu rostro, aplícalo a ambos lados de la nariz, parecerá más afilada; bajo los pómulos, de modo ascendente hacia las sienes para que queden más marcados; y sobre el arco de las cejas para iluminar la mirada.

¡El resultado es sorprendente!

¡El resultado es sorprendente!